El senador Enrico presentó un proyecto para reformar la Ley Penal Juvenil en Santa Fe.

La última semana en Santa Fe, el senador provincial Lisandro Enrico solicitó al gobernador Omar Perotti la inclusión inmediata en el temario del período extraordinario de la Legislatura el proyecto de reforma de la Ley Penal Juvenil, una iniciativa que busca que los menores de edad que delinquen no queden en libertad, sino que la ley también se aplique en estos casos. 

Puntualmente, Enrico explicó que su proyecto, aprobado por unanimidad por todos los senadores, ahora en la Cámara de Diputados “busca modificar el procedimiento penal para los menores que cometen delitos. Tal como reza la ley nacional penal juvenil 22.278, los jueces cuando los delitos son cometidos por menores de 16 años deben tomar medidas de tratamiento y un mecanismo más claro”. 

Hoy en la Argentina la edad de imputabilidad de ciertos delitos es a partir de los 16 años, pero para menores de 16 no hay punibilidad, aunque sí existen medidas que la justicia puede ordenar:   “Si un menor de 15 años roba, comete homicidio y/o hechos violentos, el juez debe, según la ley tomar medidas. Hoy no se hace. Hay una automaticidad de mandarlos a la casa, lo que genera un problema social grande y además un incumplimiento de la ley nacional. En este proyecto que estamos estableciendo fijamos claramente que los jueces deben tomar medidas concretas y que sólo cumplan el rol de juzgar, para ello la idea es incorporar la figura de un fiscal quien se encargue de investigar”, manifestó el legislador del departamento General López.

Fuente: Portal Desafios Productivos

Cabe mencionar que la propuesta presentada por el senador Enrico también establece “el deber del estado de empezar a promover espacios de comunidad terapéutica para enfrentar a los menores en conflicto con la ley. En muchos casos hemos tenido que enviar menores de edad a otras provincias porque en Santa Fe no hay lugar para brindar la atención correspondiente”.

 “La ley también establece presencia y participación de la víctima en el proceso del delito cometido por un menor de edad;  hoy esto no se cumple. La víctima debe poder constituirse como querellante, es decir, ser parte del juicio, juicios con audiencias, que brindan la posibilidad de participar. La ley también establece la posibilidad de aplicar medidas como la prisión preventiva”, detalló el senador Enrico.

“Santa Fe y Argentina viven un flagelo de inseguridad pero sobre todo un flagelo de impunidad que es más grave aún. La impunidad se da cuando quien comete un delito no tiene la sanción o el tratamiento que la ley establece. En Santa Fe la puerta giratoria en materia de justicia penal es agobiante. Los niveles de crecimiento de delitos de menores han sido muy altos, las estadísticas de los juzgados son muy fuertes y esta ley que tenemos tiene más de 15 años. Por eso desde la Cámara de Senadores trabajamos en este proyecto, lo aprobamos, agradecemos el interés demostrado por el gobernador Omar Perotti para seguir impulsándolo, porque consideramos que una persona que comete un delito y es menor de edad no puede ser premiada con el beneficio de la libertad, tiene que aplicarse la ley, no con dureza pero si con firmeza”, finalizó el senador Lisandro Enrico.